Entradas correspondientes a la etiqueta 'Asia'

Oct 27 2015

Sur de Bali: Kuta y Pura Luhur Uluwatu

Pasar de la tranquila e inspiradora Ubud a la frenética Kuta, en el sur de la isla, es un cambio radical. Y para mi gusto no a positivo.

Llegamos a la capital surfera de Bali ya de noche procedentes del muelle de Padangbai, al que habíamos llegado después de unos días en las islas Gili.

Nuestra primera sensación de Kuta (como las siguientes) fue mala: un tráfico espantoso y mucho caos circulatorio nos dieron una “cálida” bienvenida a la ciudad. Una vez instalados en nuestro hotel, salimos por los alrededores del mismo para buscar algún sitio dónde cenar. No tuvimos que buscar mucho, pues en la misma esquina de nuestra calle había un “warung” en el que despachamos algunos platos típicos balineses.

Kuta de noche

 

Ya a la mañana siguiente, nos encaminamos hasta la playa principal de Kuta. Mientras caminábamos hacia la costa en un día bastante gris, nuestra percepción de Kuta fue empeorando. Calles muy sucias, restos de las juergas nocturnas por todas partes y sin recoger, y alguna que otra rata encontramos en las calles aledañas al centro.

No sé si por el día gris, o porque acabábamos de llegar de Gili, pero la playa de Kuta me pareció de lo más normalita. Eso sí, para los surferos debe ser una bendición, pues todo en Kuta está orientado al surf, y el ambiente surfero es palpable en todo momento.

Alrededores de la playa de Kuta

 

Natalia en la playa de Kuta

 

Ambiente surfero en Kuta

 

Tras pasear un rato por la playa, comenzamos a hacerlo por el paseo marítimo, repleto de restaurantes, fast food, tiendas de surf, y pubs. Todo para el turista y es que Kuta fue, de largo, de lo más masificado de la isla. Por eso Ubud, con un ambiente muy diferente, más cultural y de menos ocio nocturno, encabeza mis preferencias para alojarme en la isla si algún día vuelvo. Que espero que sí.

Playa de Kuta

 

Zona de restaurantes en Kuta

 

Zona comercial de Kuta

 

Pasamos el resto de la tarde-noche chafardeando en el Art Markt, un mercado de artesanías en el que tienen de todo y a buen precio y posteriormente cenando en uno de los muchos restaurantes del paseo marítimo. Antes de regresar al hotel, negociamos con un taxista para que nos llevase al templo de Uluwatu al día siguiente, a lo que accedió por 250.000 IDR, esperándonos y trayéndonos de vuelta.

Ofrendas por las calles

 

Kuta

 

Pura Luhur Uluwatu es un templo hinduísta que se encuentra a una hora escasa de Kuta, y que tiene como peculiaridad el hecho de encontrarse al filo de un acantilado con más de 70 metros de caída, además de contar con una legión de “simpáticos” monos custodiándolo. Léase “simpáticos” como un eufemismo, pues realmente son unos grandísimos Hijos de p— que intentarán robaros al menor descuido.

Acantilados cercanos a Uluwatu

 

Mono en Uluwatu

 

Nuestro taxi pasó a buscarnos puntual por el hotel, y nos dejó en la entrada del templo. El templo en sí estaba cerrado, por lo que lo único que pudimos hacer fue pasear por sus alrededores y disfrutar de la magnífica vista que se obtiene del templo al borde del acantilado, así como de los propios acantilados cercanos, que parecen cortados a cuchillo sobre un mar de lo más azul.

Acantilados de Uluwatu

 

Pura Uluwatu

 

Como he comentado anteriormente, hay que tener precaución con los monos, pues los de este templo tienen fama de agresivos (a Natalia se le subió uno a la cabeza), así que conviene andar alerta con  las pertenencias y mantener las distancias.

Accediendo a Uluwatu

 

Los traviesos monos de Uluwatu

 

Tras pasear un rato por los alrededores regresamos al taxi, que antes de dejarnos de nuevo en Kuta paró en la playa de Jimbarán, una de las más famosas de Bali, y dónde le pedimos que nos esperara hasta que comiéramos. La playa, pese a ser muy bonita, estaba bastante tranquila en cuanto a gente, así que disfrutamos de una buena comida en una mesa en  plena playa. Mientras comíamos, veíamos aterrizar los aviones en el cercano aeropuerto de Kuta.

Playa de Jimbarán

 

El taxi nos dejó de nuevo en la bulliciosa Kuta, en la que pasamos el resto de la tarde descansando en el hotel. Al día siguiente tocaba poner rumbo al aeropuerto para dar por concluida nuestra visita a la isla, uno de los lugares que más nos han marcado (para bien) de todos los que hemos visitado.

 

TIPS:

 

  • El precio de la entrada a Pura Uluwatu era en la fecha del viaje de 20.000 IDR.
  • Taxi al aeropuerto de Kuta desde el centro: 30.000 IDR. Trayecto de 10-15 minutos.
  • Los warung son restaurantes locales en los que probar a buen precio los platos típicos de Indonesia.
  • En Kuta dormimos en el Sapta Petala Hotel, alejado del bullicio del centro y cerca del aeropuerto. Buen hotel para presupuestos ajustados.

 

UBICACIÓN:

 

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2015/10/sur-de-bali-kuta-y-pura-luhur-uluwatu/

Jun 14 2015

Jerash, una joya romana en Jordania.

 

IMG_8812A poca distancia de Amán, la capital jordana, a tan sólo 45 minutos de trayecto en coche, podemos encontrar una de las ciudades antiguas romanas mejor conservadas del mundo: Estamos hablando de Jerash (o Gerasa), cuyos restos arqueológicos no fueron descubiertos hasta 1920.

Atravesamos los áridos valles del norte de la capital en compañía de nuestro conductor Jouseff, que sería quién nos acompañara en nuestra ruta por Jordania de los siguientes días.

Paisajes de camino a Jerash

Poco antes de las 11 de la mañana estábamos ya entrando al aparcamiento de la antigua ciudad y, tras abonar la entrada (7 JOD) y atravesar un mercadillo de souvenirs, comenzamos nuestra visita de las ruinas.

Pequeño mercadillo antes de entrar a Jerash

 

¡Bienvenidos a Jerash!

Lo primero que nos encontramos fue el Arco de Adriano, levantado en honor a la visita del emperador y que hace las veces de puerta de entrada a la ciudad para el turista. Éste sirve par darse uno cuenta de lo excepcionalmente conservadas que están las ruinas de Jerash.

Arco de Adriano

La antigua ciudad de Jerash, que fue una poderosa localización romana en los s. II y III d.C.,  es grande en extensión, así que hay que calcularle un mínimo de 2 horas para hacer la visita completa. Además, si como nosotros vais a media mañana y pleno Sol, tendréis que ir buscando cobijo en las sombras de las columnas romanas. El calor puede llegar a ser insoportable.

Karta_Jerash

Mapa de Jerash

Una vez atravesamos el imponente Arco de Adriano, de 13 metros de altura, quedará a nuestra mano izquierda el Hipódromo, en el que en ocasiones se realiza algún que otro espectáculo de recreación histórica.

El Arco de Adriano sirve como puerta de entrada a el yacimiento.

Atravesando la Puerta Sur de la ciudad, nos colocaremos en el centro del Foro, centro de vida de la ciudad antigua, y precioso espacio ovalado rodeado de columnas desde el que sale el Cardo Máximo, o lo que era la calle principal de Jerash, una larga avenida de piedras flanqueada por columnas. Para mí, de lo mejor del yacimiento junto con el Arco de Adriano.

En el Foro, de forma ovalada

 

Columnas del Foro

 

Jerash

 

Natalia en el Cardo Máximo

Deambulando entre ruinas muy bien conservadas, uno puede localizar otros atractivos como el Templo de Artemisa, el Teatro Sur, o el Templo de Zeus, al que vale la pena subir para obtener una buena panorámica del Foro y el Cardo Máximo atravesando la ciudad. Una ciudad, la antigua, que se sitúa casi lindando con los edificios más modernos de la actual Jerash, y que también conforman el paisaje.

Teatro Sur

 

Sentado en el Teatro Sur

 

Templo de Artemisa

 

Templo de Zeus

 

Vistas desde el Templo de Zeus

La visita resultó agotadora debido al calor, y nostros la liquidamos en poco más de dos horas.

Pese a no ser grandes apasionados de los yacimientos arqueológicos, reconocemos que debido al gran estado de conservación de sus elementos, Jerash es una visita imprescindible si se está unos días por Jordania.

Vale la pena dedicar una mañana a recorrer los empedrados con casi 2.000 años de antigüedad y recrear cómo pudo ser la vida en una gran ciudad de la antigüedad. Jerash es un lugar propicio para ello.

Nosotros debíamos seguir nuestro camino hacia el Sur del país. Esa noche teníamos previsto dormir en Madaba, no sin antes hacer una refrescante visita a Wadi Mujib, que os contaremos en el próximo post dedicado a Jordania.

 

TIPS

 

  • La entrada al recinto arqueológico nos costó 7 JOD en 2013.
  • Jerash se encuentra a tan sólo 45 minutos en coche desde Ammán.
  • El tiempo de visita, dependiendo en la afición que se tenga a los yacimientos arqueológicos, es de una mañana, entre 2 y 4 horas.

 

UBICACIÓN

 

 

Para más información sobre Jordania, podéis acceder al índice de los relatos sobre el país en Jordania ’13.

Recordaros que también podéis seguir nuestros viajes en nuestras cuentas de FacebookTwitter, e Instagram.

 

 

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2015/06/jerash-una-joya-romana-en-jordania/

May 24 2015

Jaisalmer, la ciudad del desierto del Thar.

 

IMG_3062

Dicen muchos viajeros que lo más arriesgado de viajar por la India es, sin duda, circular por sus carreteras. Pude dar fe de ello tras nuestro primer trayecto largo en coche entre las ciudades de Jodhpur y Jaisalmer. Fueron 4 horas en las que valía más dormirse para, de esa manera, ahorrarse uno la constante carrera de obstáculos que supone circular por las carreteras Indias. Todo un peligro.

Afortunadamente, llegamos sanos y salvos a la ciudad de Jaisalmer, en el extremo noroccidental de la India, muy cerquita de la frontera con Pakistán, y a las puertas del desierto del Thar. La ciudad dorada del Rajastán indio la llaman, por el tono de color que adquiere la ciudadela cada atardecer, uno de sus mayores encantos.

Exterior del fuerte de Jaisalmer

 

Rincón dedicado al Dios Shiva

 

Un punto magnífico desde el que poder admirar la ciudadela y ese tono de color dorado son los cenotafios de Bada Bagh o “Sunset Point” (como le llaman allí para los turistas), una colina a las afueras de la ciudad dónde se aglutinan los turistas para ver caer el Sol cada tarde sobre una ciudad rodeada de desierto, que se alza imponente en medio de la más absoluta nada.

Jaisalmer desde Bada Bagh

 

Cenotafios de Bada Bagh

 

Bada Bagh

 

El color dorado de Bada Bagh

 

Jaisalmer es una población que se despliega alrededor de su magnífica ciudadela. Las calles aledañas, como muchas veces pasa en la India, son un verdadero festival de suciedad, animales por todas partes, y olores más que indeseables.

Jaisalmer

 

Pero basta con adentrarse a través de las murallas del fuerte para darse cuenta de que haber llegado a un lugar tan en el culo de India y del mundo, al final vale la pena. Un paseo por las callejuelas de la ciudadela de Jaisalmer es toda una experiencia. Más limpias que las del exterior del fuerte, esta serie de calles escoltadas por perezosas vacas y místicos saddhus  pueden llevar a toparnos con maravillas como los Templos Jainíes de la ciudad o alguna que otra Haveli, casa típica de las altas castas indias.

Vacas en el interior del fuerte de Jaisalmer

 

Saddhu de Jaisalmer

 

Alrededores de los Templos Jainíes

 

Ciudadela de Jaisalmer

 

 

Lugareños leyendo el periódico

 

Los Templos Jainíes fueron de lo que más nos gustó de Jaisalmer. Se pueden encontrar hasta siete en la ciudadela, y sus detalles y ornamentación, con columnas perfectamente talladas, son preciosos. El Jainismo es una religión fundada en la India, minoritaria, y que no se centra en el culto a ningún Dios. Tiene características muy curiosas como el total respeto a cualquier ser vivo, hasta el punto de que sus practicantes más devotos se tapan la boca para no tragar ningún tipo de insecto minúsculo, o barren el lugar donde se aposentan para no matar accidentalmente a alguna pequeña forma de vida despistada.

Interior de los Templos Jainies

 

Templos Jainies de Jaisalmer

 

Templos Jainies

 

Detalle de los Templos Jainíes

 

Paseando por Jaisalmer me tope con un hombre que se empeñó en enseñarme su casa típica, o Haveli, como os he mencionado antes. Es otro de los atractivos de la ciudad, pese a que el hombre en cuestión tenía como objetivo final venderme alguna figura de Ganesh, omnipresente en las calles de la ciudad. Su Haveli estaba algo desordenada y parecía más una exposición de antigüedades y artesanías, pero aún y así me dio para hacerme una idea de como podía vivir la alta sociedad india en la época de los marajás.

Interior de una Haveli

 

Haveli de Jaisalmer

 

Otra de las actividades que todo el mundo lleva a cabo en Jaisalmer aprovechando su cercanía, son las excursiones en camello por el desierto del Thar. Desafortunadamente, Natalia estaba mal del estómago en esa fase del viaje (el “Delhi Belly” nunca falla), y tuvimos que descartar la opción.

Jaisalmer supuso nuestra segunda etapa en el Rajastán y, pese a que no lo pudimos disfrutar como nos hubiera gustado por problemas estomacales, nos dejó un buen regusto final de boca. Su color dorado, su ciudadela, y su ubicación en medio del desierto la hacen especial. La ciudad del desierto de la India, pese a que pilla bastante a desmano de todo, bien merece una visita.

En Jaisalmer

 

 

TIPS

  • Jaisalmer se puede alcanzar en tren desde Jodhpur, o en coche con conductor desde la misma población, pues no dispone de aeropuerto. Nosotros optamos por la segunda opción y nos costó 2.600 Rp.
  • Para llegar a los cenotafios de Bada Bagh, basta con que alquiléis un rickshaw  y preguntar por el “Sunset Point”. Deberá esperaros para traeros de regreso, pues no hay otro medio de transporte para la vuelta. A nosotros nos costó 250 Rp.
  • Nuestro alojamiento en la ciudad fue el Rana Villa Hotel. Situado en las afueras de la ciudadela, entre calles algo malolientes, es de reciente construcción y tiene piscina, aunque con el agua algo caliente. Las habitaciones son bastantes modernas y limpias, aunque la higiene de algunos empleados y del resto de instalaciones no era la mejor (pese a que aceptables para los estándares indios). El precio estaba bastante bien para el conjunto de instalaciones. En general recomendable.
  • Si visitáis la ciudad en Agosto como nosotros, prepararos para un intenso calor.
  • La entrada a los templos jaíníes vale 200 Rp pero, OJO, porque sólo abren por las mañanas hasta las 13h.
  • Uno de los mejores restaurantes de la ciudad es el Saffron, con una agradable terraza, comida típica y música tradicional en vivo.

 

UBICACIÓN

Para más información sobre India, podéis acceder al índice de los relatos sobre el país en India ’14.

Recordaros que también podéis seguir nuestros viajes en nuestras cuentas de Facebook, Twitter, e Instagram.

 

 

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2015/05/jaisalmer-la-ciudad-del-desierto-del-thar/

May 17 2015

Qué ver en Bali: Excursiones por la isla.

IMG_4206

Pese a tratarse de una isla no excesivamente grande, Bali es un destino en el que pasar una semana como mínimo.   La belleza del entorno y cantidad de atractivos es tal, que uno puede pasarse días y días entre arrozales y templos.

Nosotros tomamos como base de operaciones la encantadora población de Ubud, en el interior de la isla. Desde allí, unas veces alquilando moto, y otras contratando un coche con conductor, fuimos descubriendo todo lo que la isla tenía por ofrecernos y tuvimos tiempo de ver.

En moto por Bali

 

Bali es una isla mágica, un lugar al que uno siempre quiere volver. No creo equivocarme si afirmo que es probablemente uno de los mejores sitios que he visitado, si no el que más. Tres años después de recorrer aquella isla, aún viene a mi memoria un muy dulce recuerdo de nuestros días allí.

Bali alberga multitud de templos hinduístas (la religión de la isla), preciosos y verdes arrozales, ceremonias ancestrales, una gastronomía deliciosa, y una gente realmente encantadora… ¿Qué más se puede pedir?

A continuación os exponemos lo que pudimos disfrutar a partir de excursiones desde Ubud durante nuestra estancia en la isla:

GOA GAJAH

Se trata de un templo en el que destaca una cueva cuya entrada está tallada como si fuera la boca de un demonio. En su interior, podemos encontrar figuras de forma fálica apodadas lingam, dedicadas al Dios hinduísta Shiva. Pero lo mejor de Goa Gajah (Cueva del Elefante) es su entorno, cubierto por una densa vegetación y alguna que otra piscina con flores del loto. Se encuentra muy cerca de Ubud, a unos 10 minutos en moto, y la entrada costaba (en 2012) 15.000 IDR.

Entrada a la cueva de Goa Gajah

 

Ofrenda en Goa Gajah

 

Alrededores de Goa Gajah

 

En Goa Gajah

 

Flores de loto

 

ARROZAL DE TEGALALANG

Uno de los arrozales más espectaculares de Bali se encuentra también en los alrededores de Ubud. Circulando un rato al norte de la capital cultural de la isla encontraremos, a pie de carretera, este impresionante conjunto de terrazas de arroz por las que poder adentrarse y caminar entre un paisaje realmente bello. Si no sois de embarraros mucho los pies, también podéis disfrutar de las vistas de Tegalalang desde uno de los bares con terraza que disponen de unas vistas inmejorables y unos batidos de fruta exquisitos.

 

En Tegalalang

 

Tegalalang

 

Natalia con una niña balinesa

 

Tegalalang

 

Tegalalang

 

TEMPLO GUNUNG KAWI

En la misma dirección que Tegalalang (nosotros visitamos ambos sitios, junto con Goa Gajah, en el mismo día) se encuentra el complejo de templos de Gunung Kawi. Pese a no encontrarse muy alejado del arrozal, nosotros nos perdimos con la moto y tras dar mil vueltas y dos horas circulando, llegamos al complejo. A la vuelta ya sólo tardamos 35 minutos para alcanzar Ubud. Los templos están a las afueras de la población de Tampaksiring, y se encuentran en un entorno precioso de vegetación y riachuelos. Componen el conjunto 10 santuarios (candi) excavados en la misma roca y rodeados de algunas piscinas. Se trata de los monumentos más antiguos de Bali y su entrada cuesta (precio 2012) 15.000 IDR.

Gunung Kawi

 

Gunung Kawi

 

Templo Gurung Kawi

 

En Gunung Kawi

 

Mujeres balinesas creando artesanías

 

TEMPLO TAMAN AYUN

A unos 40 minutos en coche de Ubud se encuentra este templo balinés. Su nombre quiere decir Templo del Bello Jardín, que supongo hace referencia a los alrededores que, como todos los alrededores de todos los templos, son realmente preciosos. En cuanto al templo, si vais justos de tiempo podéis descartarlo pues no se puede acceder a su recinto interior y uno tiene que conformarse con rodearlo y asomarse a través del muro que lo rodea. Su entrada, 15.000 IDR.

 

Templo Taman Ayun

 

Taman Ayun

 

CEREMONIA DE CREMACIÓN

De camino al templo de Pura Ulun Danu, vimos a un grupo multitudinario de gente agolpado alrededor de lo que parecía una hoguera a plena luz del día. Conocedores de los rituales de cremación que se dan por toda la isla ( a poco que la recorráis toparéis con ellos) le dijimos inmediatamente a nuestro conductor que párase para poder presenciarlo. Preguntamos a algunos familiares si había algún problema con presenciar y fotografiar la ceremonia, a lo que nos dieron permiso encantados, incluso colocándonos en primera fila. Realmente fue un momento impactante, jamás había visto un cuerpo humano sin vida arder tan cerca. Tuvimos la gran fortuna de poder asistir a una ceremonia ancestral que nos dejó la sensación de que Bali es algo completamente diferente.

Ceremonia de cremación

 

Asistentes a la ceremonia

 

Ritual de cremación en Bali

 

TEMPLO ULUN DANU

Al norte de la isla se encuentra el Templo del Lago (Pura Ulun Danu), uno de los templos más representativos y fotografiados de Bali. Este templo se encuentra a orillas del lago Beratan, entre brumosas montañas que le dan un toque de lo más misterioso. Pese a que es de los templos con más aglomeración de turistas, conseguimos realizar las fotos de postal que sólo un escenario así puede propiciar. Se trata del segundo templo más grande de la isla de los 10.000 templos, y para mi gusto el más bello. Imprescindible.

El templo del lago: Ulun Danu

 

En Ulun Danu

 

Pura Ulun Danu

 

PURA TANAH LOT

A 1,5 horas de Ubud se encuentra este templo a orillas del Mar de Bali, en la costa sur de la isla. Si en Ulun Danu ya nos topamos con bastantes turistas, en Tanah Lot hay que ir preparado para esquivarlos. Situado sobre una gran roca que en ocasiones cubre la marea (no fue el caso) se cree que este templo está protegido por serpientes. Su hora de visita ideal es el atardecer, pues el escenario para la puesta de Sol es precioso. No se puede acceder a su interior y el precio de la entrada es de 30.000 IDR (2012).

Tanah Lot

 

Tanah Lot

 

Tanah Lot

 

Tanah Lot con la marea baja

 

Flores balinesas

 

PURA KEHEN

A 45 minutos en moto de Ubud, cerca de la población de Bangli, encontramos otro precioso templo balinés, en este caso Pura Kehen, con una espectacular escalera de piedra tallada que le da acceso. Fuimos los primeros en llegar así que pudimos disfrutar de su interior en solitario, situación que le dio sin duda un plus a nuestra visita.

En la entrada de Pura Kehen

 

Pura Kehen

 

En Pura Kehen

 

Pura Kehen

 

PENGLIPURAN (PUEBLO TÍPICO BALÍNÉS)

A tan sólo 15 minutos de Pura Kehen, se encuentra este típico pueblo balinés, muy acostumbrado a recibir turistas y preparado para ello. Nos dimos cuenta cuando con sólo asomar la cabeza por allí, se nos adosó una lugareña que con mucha amabilidad y algo de interés se ofreció a enseñarnos su casa tradicional, así como a prepararnos un poco de café y pan de arroz. Luego, como contraprestación, nos vimos obligados a comprarle algo de artesanía. La visita está bien para hacerse una idea de como se vive en las aldeas de la isla, y más si se complementa con el bonito bosque de bambú que se encuentra a la salida de la población.

Caminando por Penglipuran

 

Cocina típica de la Bali rural

 

Lugareña sirviéndonos café en Penglipuran

 

Bosque de bambú

 

Niño balinés

 

TIPS

  • Alquilar una moto en Bali cuesta unas 50.000 IDR por día.
  • Alquilar un coche con conductor es algo más caro, pese a que el importe dependerá del trayecto. Nosotros alquilamos uno para visitar los templos de Ulun Danu y Tanah Lot (bastante alejados entre sí) en el mismo día, y nos salió por 400.000 IDR.
  • Moverse por la isla en moto es fácil. Con un mapa bastará para orientarse y si no, siempre se puede preguntar a los lugareños.
  • La entrada a los templos suelen costar unas 15.000 IDR, pese a que hay algunos más caros como Tanah Lot, que cuesta 30.000 IDR.
  • Acordaros de llevar un sarong  -o algo que haga las veces de pareo – para poder acceder a los templos.

UBICACIÓN

Podéis encontrar más info de Indonesia en el índice de relatos de Singapur e Indonesia ’12.

También podéis viajar con nosotros en nuestra cuentas de Facebook, Twitter, e Instagram.

 

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2015/05/que-ver-en-bali-excursiones-por-la-isla/

May 04 2015

Dubai ’14: Guía práctica

Convengamos que Agosto no es el mejor mes del año para visitar Dubai. El calor sofocante casi impide salir a la calle, fuera del circuito de los aires acondicionados. Convengamos también que tampoco es el mejor momento visitarla tras una ruta por la India de 18 días, con cansancio acumulado y con los Euros ya escaseando en el bolsillo.

Bandera de Emiratos Árabes Unidos

 

Pues bien, nosotros visitamos Dubai en esas condiciones y, desafortunadamente, no pudimos disfrutarla como hubiéramos querido. Estuvimos tres días completos en la capital de los Emiratos Árabes Unidos, tiempo en el que descubrimos – lo que pudimos – de una ciudad totalmente artificial levantada en mitad del desierto.

Aún y así, la ciudad tiene sus atractivos como el Burj Khalifa – el edificio más alto del mundo – , Deira, su zona más histórica, o su impresionante y futurista skyline.

Burj Khalifa. el edificio más alto del mundo

 

Dubai al atardecer

 

El famoso hotel Burj al Arab desde Madinat Jumeirah

 

En los alrededores del Burj Khalifa y Dubai Mall

A continuación os dejo una serie de datos prácticos por si estáis pensando visitar la ciudad:

 

EN EL MAPA

VISADO / ENTRADA AL PAÍS

Los ciudadanos de la U.E. recibien el visado a su llegada al aeropuerto de Dubai, en el control de entrada. Un sello en el pasaporte permite una estancia de 30 días como turistas.

Natalia, al ser argentina y no disponer de la nacionalidad española, tuvo que gestionar su visado antes de la llegada. Tuvimos que alojarnos en un hotel de alta categoría ( 5 estrellas) porque son los únicos habilitados para encargarse del trámite de visados. Otra opción es volar a EAU con la compañía aérea del país, Emirates, que también puede encargarse de la gestión del visado. La última opción es tramitarlo con agencia de viajes local, con el coste que ello conlleva. Requisitos un tanto especiales con los que tuvimos que tragar si queríamos visitar la ciudad.

Como información adicional para los que lleváis sellos de Israel en el pasaporte. Nosotros también los llevábamos y no tuvimos ningún problema para entrar al país. En principio EAU (Dubai en concreto) no pone ningún impedimento al respecto, como sí lo hace algún que otro país árabe.

 

TRANSPORTE

 

Metro

Dubai dispone de dos líneas de metro que no acaban de cubrir suficientemente la extensión de la ciudad. Aún menos cuando la temperatura exterior para caminar por la calle supera los 40º. El metro, como cabía esperar, es modernísimo y bastante economico. Ojo que los viernes sólo funciona a partir de las 14h, pues es día de rezo.

dubai_metro_map

Mapa de metro extraído de la web www.godubai.com

 

 

Taxi

Fue el medio de transporte que más utilizamos, sobretodo para llegar a los sitios donde la parada de metro te dejaba algo lejos. No son muy caros y usan el taxímetro. El trayecto medio, alojándonos en Bur Dubai, rondaba los 25 AED. Como curiosidad comentar que al igual que en el metro con vagones exclusivos, existe servicio de taxi sólo para mujeres, y se distinguen por ser de color rosa.

Abra

Se trata de unas barcas tradicionales que se usan para cruzar el Dubai Creek, que separa el barrio histórico de Deira y el de Bur Dubai. Su precio es de 1 AED por pasajero.

La Abra son uno de los medios de transporte públicos de Dubai

 

Autobús

Pese a que nosotros no los utilizamos, Dubai también cuenta con una red de autobuses (algunas paradas con aire acondicionado) que cubre la ciudad. Su precio es de 2 AED por pasajero.

 

ALOJAMIENTO

 

    • Hotel Moevenpick Bur Dubai: Para obtener el visado de Natalia, tuvimos que alojarnos obligatoriamente en un hotel de 5 estrellas. Nuestra elección fue el Moevenpick Bur Dubai, básicamente porque era el más accesible de los que teníamos opción. Se trata de un hotel – boutique, con todos los servicios (carísimos) disponibles para el huésped, incluída una piscina en la azotea con vistas al skyline de la ciudad. Un taxi al Burj Khalifa y el Dubai Mall salía por unos 25 AED.

Exterior de nuestro hotel en Dubai

 

En la habitación

 

 

CLIMA

Dubai es imposible en Agosto. Para nada recomiendo visitar la ciudad en este mes. Pese a que tiene bastantes atractivos bajo el resguardo del aire acondicionado, el caminar a más de 40º de temperatura por la calle se hace del todo insoportable. De hecho, no había nadie por las calles, siendo nosotros los únicos “pringaos”. Hasta el ir a la playa era desagradable, pues el agua estaba completamente caliente. La verdad es que el clima (además del cansancio que acumulábamos de nuestra ruta por la India) fue el principal handicap de nuestra visita, hasta el punto que no llegamos a disfrutar realmente de la ciudad.

Ni en la playa se podía huir del calor. ¡El agua del mar estaba caliente!

 

 

GASTRONOMÍA

En mi opinión la gastronomía no es – ni mucho menos –  el fuerte de Dubai. Pero no os preocupéis, tendréis a vuestra disposición la mayor oferta de restaurantes de todo tipo que he visto en mi vida. Eso sí, en muchos de  ellos hay que preparar la cartera.

 

MONEDA / PRECIOS

La moneda en curso de Dubai es el Dirham de los Emiratos Árabes (AED).

Dubai es puro lujo, y eso se nota en los precios de las cosas. Es una ciudad que puede hacer temblar la cartera del más rico, pero por otro lado, cosas como el transporte (metro / taxis) tienen un nivel de precio más asequible.

grr-billete-de-los-emiratos-arabes-unidos-5-dirhams-2004-3741-MLM62848443_5381-F

Billete de cinco Dirhams .Fotografía extraída de http://www.mercadolibre.com.mx

 

Recordaros que podéis seguir éste y el resto de viajes también por las redes sociales Facebook, Twitter, e Instagram.

 

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2015/05/dubai-14-guia-practica/

Sep 01 2014

India 2014: Introducción y guía práctica

INTRODUCCIÓN

Uno de los tópicos más manidos sobre la India dice que quien se aventura a visitarla, no queda indiferente: O la odia y ya no quiere volver nunca más, o se enamora de ella perdidamente.

Pese a que creo que hay un poco de exageración en el mencionado tópico, y que puede haber unas sensaciones más intermedias, cómo con las que vuelvo yo, sí que estoy de acuerdo en que la India tiene algo de bipolar, de choque de sensaciones y emociones mientras la recorres. Una mañana puedes empezar odiándola, atascado en un embotellamiento de tráfico monstruoso, contaminándote los pulmones a un ritmo vertiginoso, y destrozándote los tímpanos a golpe de los omnipresentes bocinazos, mientras observas desde la ventanilla del coche como un grupo de niños juegan descalzos junto a montañas de basura en descomposicion en un suelo encharcado. Y, a lo mejor, esa misma noche te duermes encantado con estar en el preciso lugar en el que estás, recordando tal vez tu reciente visita al Taj Mahal o, simplemente, esa tarde que pasaste paseando por las calles de una ciudad cualquiera, calles dónde confluye la vida en India, unas calles dónde se escenifica cada día (mañana, tarde, y  noche), la mejor obra teatral del mundo, la del día a día de sus gentes. Y es que es difícil responder cuando me preguntan qué es lo que más me ha gustado. En otros viajes he visto más naturaleza, o quizá monumentos más impresionantes (con permiso del Taj). Así que mi respuesta es el impacto, el tener que pellizcarme para creerme lo que estoy viendo, la tan diferente – y difícil – forma de vida que se tiene en esas tierras con respecto a occidente. Comentaba durante el viaje que seguramente, en media hora sentado en cualquier calle, simplemente observando la vida que por ella transcurre, se podían ver más cosas sorprendentes e impactantes en India que en toda una vida observando una calle de nuestra ciudad. Así que para mí esa es la esencia del viaje, aprender a disfrutar de lo absolutamente diferente, dejarse llevar, y no preguntarse el porqué de las cosas que se ven. Impactarse y aprender. Aprender por ejemplo de cómo en las condiciones más penosas, se puede seguir teniendo una sonrisa en el rostro, cómo me demostraron mucha de las gentes que conocimos, en particular los niños. Ya de vuelta, es un viaje que  – por libre – recomendaría sin dudar a todo aquel con mente abierta y un mínimo de espíritu aventurero y capacidad de sacrificio. El resto, abstenerse, pues la India puede resultar un lugar bastante incómodo debido a varios factores cómo la suciedad, su nada maquillada miseria, la contaminación, o el hecho de que todos los lugares estén siempre atestados de gente, muchas veces observándote. Advertidos estáis, aunque si superáis el choque cultural, que en India más que choque es colisión, podéis prepararos para disfrutar de un VIAJE con letras mayúsculas. Y es que, tras todo lo dicho, o a pesar de, sinceramente creo que la India es, simplemente, maravillosa. 250px-India_(orthographic_projection)-2.svg

India en el mapa

 

FICHA DEL VIAJE

 

DESTINO: India

DURACIÓN Y FECHAS: 18 días de viaje, del 02/08/2014 al 19/08/2014.

VIAJEROS: Natalia y Toni

ITINERARIO Y RUTA:

    • DÍA 1: Llegada a India. Delhi.
    • DÍA 2: Delhi.
    • DÍA 3: Vuelo a Jodhpur. Visita de la ciudad.
    • DÍA 4: Jodhpur.
    • DÍA 5: Coche con conductor a Jaisalmer. Visita de la ciudad.
    • DÍA 6: Jaisalmer.
    • DÍA 7: Coche con conductor: Jaisalmer – Templos de Ranakpur – Llegada a Udaipur.
    • DÍA 8: Udaipur.
    • DÍA 9: Udaipur.
    • DÍA 10: Tren (AC chair) a Jaipur. Tarde en la ciudad.
    • DÍA 11: Jaipur.
    • DÍA 12: Coche con conductor: Fuerte de Amber – Chand Baori de Abhaneri – Llegada a Agra.
    • DÍA 13: Agra. Taj Mahal.
    • DÍA 14: Agra. Tren nocturno (2A AC) a Benarés.
    • DÍA 15: Benarés.
    • DÍA 16: Benarés.
    • DÍA 17: Sarnath y vuelo a Delhi.
    • DÍA 18: Vuelo Delhi – Dubai

Nuestra ruta por India

TRANSPORTES

Moverse por la India es fácil:  Trenes, autobuses, y vuelos internos cubren todos los destinos con regularidad. Si se invierte un poco de dinero en el transporte (p. ej. en trenes) a parte de fácil resultará cómodo. Para moverse por las ciudades, los omnipresentes autorickshaws siempre estarán ahí para sacarnos de un apuro, además de forma muy económica. Estos son los transportes que utilizamos durante nuestro viaje:

    • Vuelos internos: Compañías como Air India, Jet Airways, o las low cost, Indigo y SpiceJet cubren la mayoría de destinos nacionales. Nosotros utilizamos Air India para el trayecto Delhi-Jodhpur y Indigo para cubrir el Benarés-Delhi. Impecables ambas en cuanto a puntualidad y estado de los aviones.
    • Trenes: Viajar en tren por India es una experiencia en sí misma, a la que dedicaré un post en un futuro. Es una forma fantástica de entablar relación con los indios, así como con otros viajeros, y de disfrutar del paisaje al son del ritmo traqueteante del tren. Eso sí, hay que escoger bien la categoría y a poder ser reservar con antelación, pues se trata de un transporte muy utilizado por los propios indios. Hay multitud de categorías según se quiera viajar más cómodo o menos, aunque desde aquí recomendamos invertir en este aspecto un poco de dinero (son igualmente baratos) a fin de evitar malas experiencias. Nosotros cubrimos en tren los trayectos Udaipur – Jaipur (7 horas), en el que viajamos en asiento con aire acondicionado (Chair AC), y el Agra – Varanasi (13:30 horas), en el que viajamos en clase 2A AC, es decir, compartimento de literas con la compañía de otras dos personas y con aire acondicionado. La verdad es que ambas categorías estuvieron la mar de bien, cómodas y limpias. Si uno se decide ya por categorías inferiores 3A AC, Sleeper… que nos cuente su experiencia, pues no las probamos. Aunque por lo que pudimos ver, mejor no bajar de 3A AC si se quiere ir medianamente confortable. Se pueden hacer reservas online a través de varias webs. Nosotros reservamos los billetes a través de Cleartrip, y en el siguiente enlace los chicos de Conmochila.com os explican como, pues es un poco engorroso.

    • Coche con conductor: Pese a que es la forma más cómoda de moverse por el país, con ventajas como la de poder parar en lugares de interés intermedios, no la recomendaría por encima del tren. Además de ser más caro, las carreteras en India son realmente peligrosas por lo general, asfaltos en mal estado y ningún tipo de respeto por las normas de circulación hacen que los trayectos a veces se conviertan en pura y peligrosa adrenalina. Aún y así, debido a algún problema estomacal que otro de Natalia, y a querer parar en puntos intermedios de la ruta, tuvimos que tirar de coche para cubrir los trayectos  Jodhpur – Jaisalmer (4 horas) , Jaisalmer – Ranakpur – Udaipur (10 horas), y Jaipur – Abhaneri – Agra (5 horas).
    • Autorickshaw: También conocido como Tuk-Tuk en otros países asiáticos, es la mejor manera de moverse por las ciudades. Es barato (un trayecto normal no debería superar las 100 INR) y ágil para moverse entre el caos circulatorio. Además, los encuentras por todas partes. Se pueden alquilar por todo un día negociando el precio y los lugares a visitar.

  • Ciclorickshaw: Más barato y más lento que el autorickshaw, aunque más ecológico pues funciona a pedales.

 

ALOJAMIENTO: 

 

    • Hotel Su Shree Continental (Delhi): Modesto hotel situado en un callejón del barrio de Paharganj. Habitación amplia, aunque con olor a humedad y sin luz natural. A nuestra llegada nos encontramos a todo el personal durmiendo en la recepción. Wifi gratis y desayuno incluido. Precio: 1000 INR / Noche.
    • Hotel Kings Retreat (Jodhpur): Encantador hotelito perfectamente ubicado en el casco antiguo de Jodhpur para descubrir la ciudad y el fuerte, al que se puede llegar en un corto paseo. Personal del hotel muy agradable y servicial. Vistas al fuerte desde la terraza. Nuestra habitación era amplia y con un balconcito que daba a la calle. Wifi gratis sólo en la terraza, desayuno incluido. Precio: 1.200 INR / Noche. Recomendable.

    • Hotel Rana Villa (Jaisalmer): Hotel situado en las afueras de la ciudadela de Jaisalmer, en una zona algo dejada y olorosa. Aún así, las instalaciones del hotel estaban bastante bien, con piscina incluída aunque con el agua algo sucia. Habitación amplia y limpia. El personal del hotel lo intentaba… pero bastante ineficiente. Wifi gratis pero sin alcance en nuestra habitación, desayuno incluido. Precio: 800 INR / Noche.
    • Hotel Boheda Palace (Udaipur): En el edificio de lo que fue un antiguo palacio de un Marajá, se trata de un hotel bastante recomendable para descubrir Udaipur. Situado a escasos 10 minutos caminando del Palacio de la Ciudad. Habitaciones confortables y limpias. Bonita terraza con vistas dónde poder cenar. Wifi  gratis y desayuno incluído . Precio: 1830 INR / Noche. Recomendable.
    • Umaid Mahal (Jaipur): Fue probablemente el mejor alojamiento de todo el viaje. Ubicado en un antiguo palacio perfectamente restaurado y de estilo rajastaní, se encuentra cerca de la estación de trenes pero algo alejado de la ciudad vieja de Jaipur. Aún así, su edificio, decoración, y preciosas habitaciones hacen  que valga totalmente la pena. Dispone de una bonita piscina y dos restaurantes, uno en la terraza y otro en el interior. Wifi gratis y desayuno incluido. Precio: 1980 INR / Noche. Muy recomendable.

    • Hotel Taj Resorts (Agra): Un buen hotel situado a 10 minutos andando de una de las entradas del Taj Mahal. Ideal para poder ir a ver amanecer. Buena piscina y restaurante en la terraza. Con ligeras vistas al Taj. Habitaciones muy correctas. Wifi gratis y desayuno incluido. Precio: 2.250 INR / Noche. Recomendable.

  • Buddha Hotel (Varanasi): Alejado del bullicio de las calles del centro y con un jardín en frente que lo aísla del caos, este hotel dispone de amplias y limpias habitaciones y una ubicación ideal para huir de la locura de la ciudad. Wifi gratis y desayuno incluido. Precio: 2160 INR / Noche. Recomendable.
  • Airport Hotel De Aura (Delhi): Hotel que escogimos para pasar nuestra última noche en India. Muy cerquita del aeropuerto, a escasos 10 minutos, muy práctico para conectar algún vuelo. Habitaciones correctas. Personal atento. No tienen restaurante, pero te traen la cena a la carta a la habitación. Wifi gratis y desayuno incluido. Precio: 1364 INR / Noche. Recomendable como hotel de aeropuerto.

VISADO / DOCUMENTACIÓN:

India requiere visado previo para la entrada al país. Para conseguirlo, basta con ponerse en contacto con Arke BLS Center, en Barcelona o Madrid, que es la empresa privada que gestiona los visados en España. En su web se detalla claramente toda la documentación necesaria, que incluye rellenar un formulario online y pagar la tasa, que en Julio de 2014 era de 64,50 Euros + los 23 Euros de la mensajería.

IDIOMA:

India es un país enorme con más de 1.200 millones de habitantes, así que no es de extrañar que los idiomas oficiales se cuenten por decenas. Dependiendo de la región en la que se esté, se hablará un idioma u otro, aunque el más extendido es el hindi, muy complicado para los extranjeros. El inglés está también muy aceptado y se aprende en las escuelas, con lo que no habrá problemas de comunicación utilizando éste idioma, y menos si empezamos la conversación con el típico “Namasté”.

CLIMA: 

Pese a ir en temporada baja, en plena época de monzones, la verdad es que sólo vimos asomar la lluvia en un par de ocasiones. Eso sí, el calor en agosto – pese a que no es el mes más caluroso –  puede ser algo incómodo. Es mala época para visitar Varanasi, pues el Ganges baja muy crecido por las lluvias y los ghats están inundados, impidiendo poder pasear entre ellos o poder coger una barca para navegarlo. Nosotros no tuvimos más remedio que viajar en agosto y, pese a que no es la mejor época, el tiempo no es motivo suficiente para no hacer el viaje.

COMIDA:

La gastronomía India es como el propio país, extensa e inabarcable. Fundamentalmente vegetariana, utiliza como elemento indispensable las especias, produciendo platos de potentes sabores en muchas ocasiones demasiado picantes para el paladar occidental. Muchos de los  restaurantes locales son vegetarianos, así que sí se es un poco carnívoro, se puede llegar a echar de menos la carne. En los no-vegetarianos, se utiliza el pollo como base para muchos platos, así como el arroz y el chapati (pan indio) como acompañamiento. Sí que es cierto que es difícil que un estómago occidental no se resienta con el cambio brusco de gastronomía y el sobreuso de especias. Tanto yo como Natalia tuvimos “variaciones intestinales” aunque, en mi caso, sin llegar a ponerme enfermo. Degustamos platos como las Dahl, un (riquísimo) guiso de lentejas indio, el pollo tandoori, adobado y a la parrilla, el delicioso tentenpié callejero samosa, una especie de empanadillas rellenas de legumbres, todo tipo de curries acompañados por arroz o pan indio (chapati), o el recurrente Paneer, un queso fresco que se sirve de mil y una maneras. Para los cerveceros, la cerveza india es Kingfisher, entra muy bien y se suele servir en enormes botellas de 750cc.

MONEDA: 

Se utiliza la Rupia India (INR), que en el momento de nuestro viaje (Agosto 2014) estaba con la siguiente conversión: 1 Eur = 82 rupias. Conviene llevar siempre billetes de 100 INR para abajo, por si algún espavilado conductor de rickshaw no tiene cambio a la hora de pagar. Hay billetes de 5, 10, 20, 50, 100, 500, y 1.000 Rupias. La rupia se subdivide en 100 paise, sin apenas valor para el viajero.

SEGURIDAD:

Nos pareció un destino bastante seguro, pese a que bastantes indios nos insistían en que tuviéramos cuidado y que no saliéramos mucho de noche, sobretodo en Varanasi. Siempre hay mucha gente en todas partes, situación que te hace sentir fuera de peligro. Para las chicas que viajan solas puede ser un poco agobiante la masificación de hombres que hay por todas partes, pues se les ponen los ojos como platos con las turistas extranjeras. Aún y así, son buena gente y no creo que vayan más allá de mantener una curiosa conversación / interrogatorio. Nosotros no tuvimos ninguna situación desagradable en temas de seguridad en todo el viaje, más bien todo lo contrario.

PRESUPUESTO / PRECIOS: 

India es un país muy barato. Un trayecto en autorickshaw oscila entre las 50/100 INR. Una comida normal unas 200 INR. Taxi al aeropuerto de Delhi, 500 INR. Noche en un hotel medio 1.000 INR. Entrada al Taj Mahal, 750 INR. Entrada media a monumentos 250 INR. Coche con conductor trayecto Jodhpur – Udaipur, 2.800 INR. A nosotros el total del viaje nos salió por unos 1.500 Eur / persona, contando que los vuelos de vuelta los compramos por separado para poder hacer escala de 3 días en Dubai, situación que encareció el precio de los mismos. Se puede hacer el mismo viaje bastante más barato, simplemente viajando más en tren, cogiendo hoteles más baratos, y no cenando en los restaurantes de los hoteles, que siempre son más caros.

Los posts con toda la información referente al viaje irán llegando junto con otros muchos de viajes atrasados que aún están por acabar. ¡Paciencia!

Recordad que podéis seguir nuestros viajes en nuestros perfiles de Facebook y Twitter.

Enlace permanente a este artículo: http://toni-porelmundo.com/2014/09/india-2014-introduccion-y-guia-practica/

Entradas más antiguas «